arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 


...paseo marítimo
- Las obras de mejora del  nuevo paseo marítimo de la playa de San Sebastián causan numerosos inconvenientes a los usuarios que ven dificultado el acceso a la playa.
- Las pedidas están obligando a eliminar de uno a dos puestos de trabajo por chiringuito.

Barcelona – Julio y agosto son los meses grandes para todas las empresas relacionadas con el turismo, especialmente cuando hablamos de turismo de sol y playa. La facturación conseguida en estos meses suele ser la que justifica y permite que se mantenga el negocio el resto del año.

Por ese motivo cuesta de comprender que en plena temporada alta, la playa de San Sebastián, una de las más famosas y concurridas playas del barrio barcelonés de la Barceloneta, esté en obras. El pasado mes de octubre se iniciaba un ambicioso plan de reforma de esta zona del litoral barcelonés, que quiere convertir el antiguo paseo marítimo en un bulevar que llegue hasta el nuevo Hotel Vela. Las obras tenían que estar acabadas antes del verano, pero la realidad es muy distinta.

En pleno mes de julio se ha iniciado la obra que ha de colocar la tarima de madera del nuevo paseo marítimo, por lo que ha sido necesario vallar todo el perímetro de la playa de San Sebastián, dificultando el acceso a la misma.

Ante este panorama, muchos de los bañistas habituales de la playa están escogiendo otras zonas en las que no tengan que soportar los inconvenientes de las obras. Una situación que está haciendo especial mella en los chiringuitos que están viendo como su mes fuerte está cerrando muy por debajo de lo esperaban, incluso en tiempos de crisis.

Para John Wedge, propietario de El Chiringuito Princesa 23 afectado por las obras, la situación es “insostenible”. Según explica Wedge  “somos pequeños empresarios y con estas obras en plena temporada alta nos están ahogando”. Opinión que es compartida por otros empresarios del sector como Said Gashan propietario de los chiringuitos del Sol y del Mar quien asegura que “están matando al pequeño empresario y al turista”. Y es que ya con los números del primer mes en la mano han visto como la facturación de su empresa se reducía a la mitad, respecto a los números conseguidos el mes de julio del pasado año, algo que les está obligado a eliminar puestos de trabajo, una situación impensable en esta época donde siempre tienen la necesidad de contar con personal de refuerzo.

Los propietarios de los Chiringuitos de la playa de San Sebastián denuncian el inicio de las obras y se quejan especialmente de “la poca sensibilidad” por parte de la administración pública que, en su opinión, no les está ofreciendo medidas suficientes como para paliar el impacto que las obras están teniendo en la economía de la zona.