arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

reclamador

El reto viral #InMyFeelingsChallenge puede ser sancionado por desabrocharse el cinturón con el coche en marcha o grabar mientras se conduce.

Acciones como peinarse, afeitarse, maquillarse o comer mientras se conduce está sancionado con hasta 200 euros.

reclamador.es, compañía de reclamaciones online, recoge las sanciones más desconocidas por los conductores cuando se ponen al volante.

Madrid, 1 de agosto de 2018. La Dirección General de Tráfico espera que se produzcan durante el verano un total de 89,3 millones de viajes por carretera en España (un 2% más que en 2017). Además de incrementarse el número de viajes, la distancia a recorrer suele ser mayor, ya que se pasan más días fuera de casa y los desplazamientos tienen lugar a destinos más lejanos. Cuantas más horas se pasan en el coche conduciendo, más frecuente es despistarse. Por ello, la DGT recomienda parar cada 2 horas o cada 150 o 200 km recorridos. Según sus datos, la fatiga es la responsable del 20% o 30% de los accidentes que se producen.

Más allá de este consejo básico para tener una conducción segura y cómoda, hay cosas que no son tan evidentes pero que, igualmente, hay que tener en cuenta. Además, en algunas de ellas, no cumplirlas puede conllevar una sanción económica e, incluso, la pérdida de puntos del carné. Una de esas acciones es el peligroso reto #InMyFeelingsChallenge donde el copiloto se baja del vehículo en marcha y se pone a bailar a la velocidad que avanza el coche. reclamador.es recoge esas infracciones a continuación:

1. Conducir sin camiseta o calzado

Caer en la tentación de no calzarse adecuadamente o de no ponerse la camiseta al salir de la playa o la piscina y ponerse al volante conlleva una sanción que puede ascender a 200 euros.

2. Enviar un whatsapp

El uso del teléfono móvil está prohibido al volante. En su día, se crearon los manos libres para poder hablar por teléfono sin ser sancionado. Pero ahora, con el uso de aplicaciones de mensajería instantánea, como WhatsApp o Telegram, la cosa se complica. Por eso, es importante saber que el uso de cualquier dispositivo móvil puede acarrear una multa de hasta 200 euros, además de la retirada de 3 puntos del carné, de momento, pues se espera que estas sanciones se endurezcan próximamente.

3. Ojo con el #InMyFeelingsChallenge


El reto viral de este verano es el #InMyFeelingsChallenge, consiste en bajarse del coche en marcha y bailar avanzando a la velocidad del vehículo mientras suena la canción “I my feelings”. Este reto puede llevar aparejadas sanciones por varias acciones, entre ellas destacan grabar con el móvil mientras se conduce, estar al volante sin prestar atención a la circulación o desabrocharse el cinturón con el vehículo en marcha.

4. Poner el cartel de “se vende” en el coche

reclamador.es recuerda que el método tradicional de poner un cartel con el texto “Se Vende” en el coche puede costar al propietario hasta 200 euros si con esto se limita la visibilidad en el vehículo.

5. Conducir con una mano o sacar el codo por la ventanilla

Llevar una mano al volante y otra en la palanca de cambios o en el freno de mano, también puede salir caro. No conducir con las dos manos en el volante (salvo para cambiar de marcha o tomar un trago de agua para hidratarse) puede conllevar una sanción de hasta 80 euros. La misma sanción acarrea abrir la ventanilla y apoyar el brazo, para ir más cómodo o por costumbre.

6. Cuidado con las escayolas

Aunque puede parecer algo impensable conducir con una parte del cuerpo escayolada, no sería la primera vez que la Policía o la Guardia Civil se encuentra con esta situación. Tener inmovilizada alguna de las extremidades puede provocar que el tiempo de reacción aumente y, por tanto, se produzca un accidente. Conducir en estas condiciones supone quedarse con 6 puntos menos en el carné y pagar una sanción de hasta 300 euros.

7. Conducir en reserva

En realidad, no existe ningún artículo del Código de Circulación en el que se establezca una sanción por quedarse sin combustible en el vehículo. No obstante, sí pueden sancionar al conductor con hasta 200 euros si se considera que está conducido de forma negligente. Por ejemplo, si el conductor se queda parado en una curva y limita la visibilidad por no haber previsto la falta de combustible.

8. Parar el coche en un semáforo en la zona reservada para motos o bicicleta

En muchos espacios urbanos se establece una zona justo delante de los semáforos, que son para que paren en ella motos y bicicletas cuando estos se pongan en rojo. Solo ellos pueden parar. Si el conductor de un automóvil invade esta zona podría ser multado con hasta 200 euros.

9. Ir pegado a otro coche

reclamador.es recuerda la necesidad de mantener siempre la distancia de seguridad. Además de conllevar un aumento del riesgo de sufrir un accidente, puede dar lugar a una sanción de hasta 200 euros y la pérdida de 4 puntos del carné.

10. Peinarse, afeitarse, maquillarse o comer

Afeitarse o maquillarse mientras se está al volante, puede suponer al conductor la pérdida de 2 puntos del carné y hasta 200 euros. Al igual que si se peina o va comiendo al volante.

11. Saltarse un semáforo en ámbar

En un semáforo en ámbar lo mejor es parar. Algunos conductores piensan que cuando el semáforo se encuentra en este color se puede pasar, pero la normativa establece que hay que detenerse. De lo contrario, la sanción puede llegar a los 200 euros.

12. Molestar con la música o el claxon

Cuidado con circular con con la música muy alta en el vehículo o usar el claxon para todo. Estas acciones llevan aparejadas sanciones económicas de hasta 80 euros.

13. ¿Está prohibido fumar al volante?

No. No está prohibido fumar al volante. No obstante, no es recomendable ya que, como dice la DGT en un tuit, “puede ser causa de distracción y por tanto de accidente. Que por un cigarro tu vida no se quede en humo”. Sí se sanciona, recuerdan en reclamador.es, arrojar un cigarrillo a través de la ventanilla.

Sobre reclamador.es
reclamador.es es una compañía online de servicios legales de reclamaciones creada en 2012 por el emprendedor Pablo Rabanal con el objetivo de utilizar la tecnología para defender los derechos de las personas frente a las empresas de manera sencilla y transparente. Con 50.000 casos resueltos y 25 millones de euros de indemnizaciones conseguidos hasta el momento, trabaja con una tasa de éxito del 98% y bajo un modelo No Win, No Fee, es decir, solo cobra si gana sin que el cliente tenga que asumir costes iniciales.

La compañía ofrece todos sus servicios online y ha gestionado ya 180.000 reclamaciones con 100 millones de euros reclamados. Cuenta con más de 100 profesionales que integran un sólido equipo de desarrolladores y abogados en toda España.

reclamador.es ganó el prestigioso concurso de startups seedrocket en 2012 y se ha proclamado ganadora en South Summit 2017 como mejor servicio en la categoría b2c. Tiene en su accionariado a la red de inversores Faraday, a Martin Varsavsky (VAS Ventures), al fondo Cabiedes & Partners, y relevantes inversores del mundo online como Francois Derbaix (fundador de Toprural), Yago Arbeloa (presidente de la AIEI), Carlos Blanco (ITnet) o Making Ideas Business (xISDI Venture Club), entre otros. Cuenta con financiación de ENISA y EMPRENDETUR (Ministerio de Economía, Industria y Competitividad). Desde 2018 es miembro fundador de APRA.