arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 



El autor jienense ofrece acción e imaginación a quien “quiera quedarse en una aventura humana fantástica”, aunque quien busque “capas más densas también podrá hallarlas”, asumiendo que la belleza e intensidad de la vida son inseparables de su carácter efímero.

SALAMANCA/CELYA

El escritor Fernando R. Ortega, (nacido en Murcia en 1969, pero criado en Jaén) combina la evocación amorosa en el sentido más clásico con el deseo sexual (¡perdido ya el sentido!). Lo que más atrae de la recopilación, en palabras de Iván Humanes, es precisamente que el autor se desnuda en cada uno de los textos, y desnuda a sus protagonistas en cada una de las imágenes que en la obra aparecen. Todas las anotaciones que muestra, se acercan a la prosa poética, de tal forma que cualquier “post” una vez agitado, recortado y repensado podría conformar parte de un poema literario, una prosa poética en la que el autor Fernando R. Ortega sustenta toda su prosa rotunda e innovadora. La sensualidad que desprenden títulos como “Humedad”, “Transparencias”, “Tu espalda”, “Y ella bailaba”... contrasta con el toque futurista (en el sentido marinettiano del término) de “Cadenas invisibles”, que nos traslada a una visión punzante de la sociedad en que nos movemos. Aires kafkianos en “Hay un calamar en mi escritorio”, impregnado de nihilismo, como “Náuseas”, se distingue frente al juego trabaléngüico y cantarín de “La vida es una tom-tom-tómbola”.

"Ellas… mi liblog”, de Fernando R Ortega, es una de las apuestas de la joven editorial CELYA, con sede en Salamanca, para esta temporada. Para su editora, Celia Bermejo, la lectura de estos textos "va a suponer una sorpresa tan grata para los lectores como lo ha sido su descubrimiento para la editorial".

El libro, de 100 páginas y con un PVP de 10 euros, es el número 29 de la colección "Lunaria" de este sello en una cuidada edición.

Fernando R. Ortega, licenciado en Derecho por la Univ. de Navarra, abogado, empresario y escritor, ejerce de "vagamundos" en su blog