arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

banco tramite

El proceso de abrir una cuenta bancaria se ha ido simplificando con la llegada de la tecnología. Hace unos años, para hacerte de un banco tenías que acudir a la oficina y solicitar la apertura, pero actualmente este proceso se puede gestionar fácilmente por Internet, enviando la documentación para validar los datos o, incluso, mediante una videollamada o un selfie.

Claro está que a los bancos les interesa poner las máximas facilidades para abrir nuevas cuentas bancarias. Pero el asunto se complica cuando la operación a realizar es justo la contraria: cerrarlas. Como advierten desde el comparador de productos financieros HelpMyCash.com, cancelar una cuenta bancaria puede convertirse en una auténtica odisea en algunos bancos.  

Posibilidad de cerrar la cuenta en una única oficina
Poco a poco, la banca tradicional se ha ido modernizando y, actualmente, utiliza Internet para realizar gran parte de las operaciones. Sin embargo, hay un muro que parece nunca superar: el proceso de cierre de una cuenta. Y es que bancos importantes como CaixaBank, Sabadell, Santander o Bankia obligan al cliente a acudir personalmente a la misma oficina donde abrieron la cuenta para darla de baja. Además, no permiten hacerlo en cualquier otra oficina de su misma red, aunque se encuentren ambas en la misma ciudad. Esta condición se convierte en un problema para muchos clientes que han cambiado de domicilio y la oficina donde se abrieron la cuenta se encuentra lejos de donde viven.
Pero ¿por qué a los bancos les cuesta tanto dar de baja una cuenta bancaria? Probablemente sea por la simple razón de que no les interesa facilitar el proceso que desencadena una pérdida de un cliente.

EVO, ING y BBVA, los bancos más flexibles
Pero no todos los bancos son igual de rígidos en cuanto a su política de cierre de cuentas. Encontramos entidades más flexibles como EVO Banco, que permite hacerlo en cualquier oficina de su red. Incluso hay bancos como ING o BBVA que permiten hacerlo por teléfono, evitando así el desplazamiento hasta una oficina.

Y, por último, tenemos el caso de las cuentas de bancos 100 % online. A pesar de que pueda parecer que el proceso de cierre se gestionará de la misma forma que el de alta, por Internet, en muchas ocasiones no es así. Hay muchos bancos online que solo aceptan la baja si se tramita por teléfono, sin posibilidad de poder realizar la operación desde la plataforma web.

¿Por qué siguen esta política?
La razón que dan muchos bancos al hecho de que el cliente tenga que acudir a la misma oficina donde se abrió la cuenta para cerrarla es que así puede entregar las libretas o tarjetas para que también se anulen. No obstante, esto no justifica el hecho de que tenga que ser la oficina original el lugar donde puedan hacerlo.

Los bancos deberían flexibilizar sus procesos, no solo para que el cliente pueda cancelar una cuenta o cualquier producto bancario con más facilidad, sino para demostrar que se están adaptando bien a las nuevas tecnologías.