arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

Asociación de Internautas

El Senado, lejos de mejorar la LAECAP, ha logrado empeorarla significativamente hasta el punto de que ya no se sabe cual es peor, si la que mandó el Ministerio de Administraciones Públicas al Congreso o la que le va a llegar desde el Senado.
La ley de acceso electrónico a las Administraciones Públicas va a ser la futura constitución electrónica del Estado español. La última versión, que ha sido votada en comisión en el senado el pasado dia 30 de junio, amenaza el equilibrio de poderes de nuestra democracia y crea las bases de un Ejecutivo mucho más poderoso de lo que ha sido en los últimos 25 años.

 Con la des información y falta de diálogo constructivo que les caracteriza nuestros políticos están creando una estructura administrativa sobre bases tecnológicas que con la apariencia de ofrecer nuevos derechos a los ciudadanos carece de verdaderas garantías para los mismos y puede poner en cuestión otros muchos. Hispalinux pone en guardia a la ciudadanía ante lo que por falta de controles reales podría llegar a ser un Estado de excepción.

En la cámara alta se han colocado intereses partidistas por encima de los intereses del pueblo o dicho de otro modo, el Senado, que debería defender los intereses del país, se ha limitado a ejercer el rol dictado desde las sedes de los partidos en unos tiempos dominados por la tensión electoral, la crispación y la falta de objetivos orientados al bien común. Con ello, lo que han conseguido eliminar de una Ley de derechos básicos en los tiempo que corren, es precisamente la mayoría de esos derechos, dejando la Ley insuficiente, basada en conceptos erróneos y por ello, defectuosa por diseño.

Nuestros senadores y en especial, los del PP y PNV, han dado la puntilla a una Ley que aunque no salió buena del Ministerio de Administraciones Públicas, el debate parlamentario corrigió parte de sus problemas, a pesar de que al PSOE le costó enmendar a su ministerio y podría haber hecho bastante más. Pero ahora nada de eso ha servido. El Senado se ha limitado a deshacer todo lo que se había avanzado y como hemos dicho, se ha hecho obviando lo que más conviene a los ciudadanos y hasta al propio Estado. Pero claro, ya han pasado las elecciones municipales... Como si no hubiera otras mayores en ciernes...

Haciendo un breve repaso a los defectos de esta ley, se puede decir que no solo no garantiza que un ciudadano no tenga que ser cliente de una multinacional informática extranjera para ejercer sus derechos por vía electrónica, sino que además, las propias Administraciones Públicas tendrán que ser clientes de la misma empresa, al no fijar el uso exclusivo de estándares públicos (abiertos) para comunicarse y tramitar cualquier asunto. Vuelve la pregunta de siempre ¿acaso es justo que se obligue a ser cliente de una determinada multinacional extranjera para poder ejercer derechos como ciudadano? ¿sería justo que solo si eres cliente de una determinada empresa de telefonía pudieras llamar a un organismo oficial o a emergencias?. Desde luego, se ha perdido un momento único para sentar las bases de la igualdad de derechos de todos los ciudadanos, igualdad que esta garantizada en el articulo 14 de nuestra Constitución y que es especialmente imprescindible cuando se debe usar la tecnología para comunicarse con la Administración puesto que debe garantizar que esa tecnología es pública; está a disposición de todos sin discriminación posible. Pero esta ley va a crear ciudadanos de primera y de segunda en función de si son clientes o no de determinadas multinacionales que ni siquiera son españolas.

Otros defectos graves son el hecho de que el software y la tecnología que se crea con el erario público no estará a disposición de sus legítimos dueños, los ciudadanos, sino que cada político de turno en cada Administración Pública podrá hacer lo que crea conveniente; dárselo a una empresa, encerrarlo bajo cuatro llaves, o comerciar con él. El Senado ha decidido no dar a los ciudadanos lo que los ciudadanos pagan con su dinero y es de todos permitiendo que otros se apropien y controlen esa propiedad intelectual
que es de todos nosotros. Dado el enorme gasto previsto por el MAP y el MITyC en implantar la e-administración esto es especialmente grave.

Para rematarlo, la firma electrónica no estará garantizada por un sistema público único, sino que distintas empresas podrán dar fe de nuestra identificación, de nuestra voluntad de comprar, vender, heredar, casarnos, pagar nuestros impuestos o ser condenados. Es cierto que este tremendo error ya se produjo en la Ley de Firma Electrónica, pero esta era una ocasión idónea para enmendar, al menos, lo que a su uso en derechos básicos se refiere. Un e-DNI como sistema único de identificación y firma que interoperase con cualquier sistema tecnológico hubiera permitido el liderazgo de Esapaña a nivel mundial en temas como e-comerce o voto electrónico pero de nuevo han dejado pasar la gran oportunidad.

Todo esto es el resultado de una ley que ya nació viciada desde el MAP, como no podía ser de otra manera dada la composición del Consejo Asesor para Administración Electrónica, y que desde Hispalinux, AI, ATI y FFII hemos venido advirtiendo, aconsejando y denunciando en todas las fases de su trámite. Pero lo cierto es que la nuestros políticos no escuchan a los ciudadanos y si D. Jose Luis Rodriguez Zapatero, D. Mariano Rajoy, D Gaspar Llamazares. D. Josu Jon Imaz, D. Carod Rovira, D Artur Mas, D. Anxo Quintana y D. Paulino Rivero no lo remedian, pasaremos a una Administración electrónica en la que una empresa controlará los derechos que puedan o no ejercer los ciudadanos. Y más, conseguirá hacer cliente cautivo al Estado y este a todos nosotros redondeando un inmensa operación comercial que hace que todos tengamos que ser sus clientes para poder satisfacer o ejercer los derechos de todo un país.

Pero no van a ser esas multinacionales las responsables de que el Servicio Público Electrónico sea defectuoso y discriminatorio desde su diseño. Lo serán los lideres políticos por no trasmitir clara y directamente a sus filas que la prioridad son los ciudadanos; Sus votantes.

Si no son capaces de hacerlo bien a la primera no pasa nada, el tema es complejo y lo comprendemos. Tomen la determinación de repetirlo o abortarlo si es necesario pero no condenen a esta sociedad a la primera gran inflexión de nuestra Democracia, al ostracismo, al "seguidismo" y al "esclavismo" digital como pretende la Comisión de Administración Pública del Senado.

Aún están a tiempo de corregir todo esto en el pleno del Senado que se celebrará el próximo día 7 de junio y si no lo hacen serán los responsables de que el Servicio Público Electrónico sea defectuoso desde su diseño.

Más información en: Hispalinux .

La Asociación de Internautas es una asociación sin ánimo de lucro de ámbito nacional, inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones con el número 164343, que se fundó en Madrid el 10 de Octubre de 1998. Tal y como recogen nuestros estatutos, los fines de la misma son la defensa de los derechos de los usuarios telefónicos y telemáticos asi como fomentar el establecimiento de una tarifa plana para Internet.