arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

Asociación de Internautas

La noticia del cese de la ministra Carmen Calvo, ha sido acogida muy satisfactoriamente por la comunidad internauta, aliviada por quitarse de encima una acérrima enemiga del desarrollo de la Sociedad de la Información en España y tristemente famosa por auspiciar desde su ministerio reiteradas campañas de criminalización de la Internet española. En cambio el nombramiento de César Antonio Molina como nuevo ministro, abre las puertas de la esperanza a que ese departamento de un giro radical, en vez de velar por los intereses particulares de las sociedades de gestión de los derechos de autor anteponga el interés general en beneficio de nuestra cultura. La cultura de todos.. Pasen y vean algunas de las opiniones de los internautas.

Carta abierta al nuevo ministro de Cultura.

Señor ministro,

Ante todo, felicidades por el nombramiento. Tiene 8 meses por delante en los que puede corregir los errores de su predecesora, y poner los cimientos para expandir nuestra tan rica cultura por España y por el mundo. Sería un gran premio saber que la Alhambra ha sido elegida como una de las nuevas 7 maravillas del mundo; aunque si no se consigue, hay que seguir trabajando para que el resto de la humanidad sepa quiénes somos, cómo pensamos y vivimos, y que vengan a conocernos.

Le escribo esta carta como motivo de preocupación por los erróneos planes que obcecadamente intentaba poner en marcha Carmen Calvo. En su discurso de su toma de posesión de Director del Instituto Cervantes, usted dijo: “Las nuevas tecnologías y los medios de comunicación son vías fundamentales para la difusión de la lengua y la cultura”.

Y está claro que limitando la cultura a las élites, y a la gente con alto nivel adquisitivo no es lo más adecuado para la expansión de nuestra cultura.

Ahora mismo tenemos en nuestras manos, en los manos de todos, de ricos y pobres, de las élites y del pueblo; una herramienta maravillosa que permite distribuir cultura a cualquier parte del mundo, con una facilidad pasmosa.

Obviamente me estoy refiriendo a Internet. Uno de los grandes fallos que tiene la humanidad (o uno de los principales objetivos que tienen los dictadores, ya sean de izquierdas o derechas) es limitar la cultura para que la gente no lea, no vea, no escuche; y haga y piense lo que digan los poderes monopolísticos. No repitamos ese error con este avance tan increíble como es la tecnología, como es Internet. No dividamos a la población en ricos y pobres, no dividamos a la población en élite y pueblo. No gravemos Internet con impuestos, no gravemos la tecnología con impuestos; no gravemos la cultura con impuestos que van a parar a las manos de las multinacionales.

Ya es hora de terminar con sociedades ocultas de las que nadie sabe cómo funcionan, y que intentan destruir la cultura separando a la población en personas que pueden consumir cultura y personas que no pueden por no tener el nivel adquisitivo suficiente. Ya es hora de que dejen de sangrarnos (o robarnos, como usted prefiera) con cánones
que sirven para pagar terceras casas, yates o lujos excesivos. Estamos hartos de la SGAE, señor ministro. Hace 32 años que se acabó la dictadura en España, ya es hora de que acabe la dictadura de la cultura también.

Le deseo mucha suerte en este nuevo puesto.

Un saludo

eConectados


Carmen Calvo "relevada" y revelada.

Aunque dudo que suponga un cambio a mejor, buena noticia la del cese de nuestra querida Ministra de la "industria del entretenimiento", Carmen Calvo, (ver noticia en El Pais) , y es que antes de ser relevada de su puesto ya se había revelado tal y como realmente era.

Hay un abismo de la ministra del principio con ese rollo “progre” de lo más hipócrita asistiendo a un concierto de Metallica, o prometiendo una bajada del IVA en los CDs y libros que acabó ciertamente en una bajada: de pantalones -por decirlo fino-, a la ministra de los últimos tiempos, revelándose tal y como realmente es: perrillo faldero de SGAE y asistente a "conciertos".... de langostinos y caviar claro.


Y es que peor no se puede hacer, no se pueden decir cosas del tipo “La cultura no puede ser gratis” o "Piratear la cultura significa acabar con una parte de nosotros mismos" , -se ve que o no sabe lo que significa cultura o mas bien que no es precisamente de “cultura” de lo que habla esta señora cuando habla de cultura, si no de industria del entretenimiento- . Y no se puede subvencionar una película a un colega para que te de un papelito en la misma mientras eres Concejala de Cultura de la Junta de Andalucía sin que se te caiga la cara de vergüenza. Por estas y otras cosas esta señora ha entrado por méritos propios en la historia de la infamia.

Yo ya he perdido totalmente la fé con respecto a la políca de cultura del PPSOE, mismos perros distintos collares, pero algo es algo.

Carmen Calvo "relevada" y revelada .


Está claro: ya no está Calvo


Noticia de alcance: Zap I El Anodino se ha cargado a Dixie. Políticamente, ministerialmente, por supuesto, no materialmente (aunque eso, con toda su luctuosidad, no habría dejado de tener su morbillo, je, je).

Pero eso no es lo bueno de la noticia: lo mejor es que no la va a sustituir Carme Chacón. Carme Chacón va a Vivienda, o sea que, como cambie de lobby, ya pueden meter el culo en la palangana los de la vivienda digna.

¿Y quién va a cultura? Pues César Antonio Molina, hombre mediático (tiene una licenciatura en Ciencias de la Información, además de en Derecho), escritor y hasta ahora director del Instituto Cervantes. No sé qué decir: no le
recuerdo ninguna declaración sobre los temas de su nueva competencia -ni de la antigua- que preocupan en la red y así, a bote pronto, tampoco he podido encontrar ninguna.

Habrá que esperar a ver por dónde sale. Pero habernos quitado de encima a Dixie y que, además, no lo hayamos tenido que pagar al precio de que nos endilguen a la Chacón (pese a que, ojo, entra en el Gobierno y seguirá siendo amiguita de la $GAE) ya es como para emitir un buen suspiro de alivio.

Estaremos sobre el asunto.

Está claro: ya no está Calvo

La Calvo: R.I.P. y adiós

A modo de epitafio, hagamos hoy, día del anuncio del cese de la Ministra de Cultura, Carmen Calvo, recopilación de algunos links de interés sobre su actuación como máxima responsable de la cultura española:............

La Calvo: R.I.P. y adiós

Carmen Calvo se va, la cultura está de fiesta

La ministra Carmen Calvo se va… bueno, vale, la echan. Zapatero ha decidido cambiarle la cartera por una maleta, agradecerle los servicios prestados y renovar la maltrecha imagen de Cultura con un nuevo rostro, el de César

Antonio Molina, hasta ahora director del Instituto Cervantes, todo dentro de una remodelación del Gobierno que afecta a otros tres ministerios. No se trata, al menos en que lo a Calvo se refiere, de un cambio caprichoso, ni tan siquiera de una apuesta dirigida de manera específica a mejorar la gestión. Se trata, más bien, de un lavado de cara imprescindible para afrontar las próximas elecciones generales con ciertas de garantías de éxito entre los jóvenes, el sector tecnológico y, sobre todo, la inmensa comunidad internatura adscrita al P2P y al copyleft.

Ha sido la de Calvo una gestión para olvidar, entregada en cuerpo y alma a los lobbys de la cultura antes que a los ciudadanos, siempre de espaldas a la opinión mayoritaria y a las nuevas sensibilidades. Conflictiva y radical allí donde se imponía el diálogo, incapaz no sólo de recuperar el triste sino de la creación en España, sino de alcanzar acuerdos más allá de su núcleo de amigotes. Si a eso le sumamos un cierto aire de prepotencia, unas cuantas docenas de patadas al diccionario y su empeño por saltarse a la torera las leyes, para criminalizar a toda la población, tendremos un cóctel que no sólo hacía previsible y necesaria su destitución, sino inexplicable su designación y continuación durante tres años en el cargo.

No nos engañemos. Calvo lo ha podido hacer rematadamente mal, pero sujeta al marco que le imponía el propio Gobierno. Su relevo es un gesto de Zapatero que, salvo sorpresa mayúscula, no encierra más que una estrategia
electoral, un cambio de ‘look’ político ante una imagen quemada en la batalla contra la cultura libre. Es muy probable que, de aquí a las elecciones, no veamos ninguna nueva campaña antipiratería o que incluso se produzca algún gesto ambiguo en defensa de los derechos del consumidor. Lo contrario sería casi un suicidio. Enconarse en esa batalla perdida que es la lucha contra el derecho al acceso a la cultura no sólo constituye una medida antisocial, impropia de un partido que se llama ‘de izquierdas’, sino una tremenda equivocación política.

De César Antonio Molina esperamos, si no ese cambio radical que demanda la política cultural en España, sí al menos sensibilidad, sentido común e independencia frente a los poderes fácticos de la creación: industria y sociedades de gestión. De entrada, ya arrastra un terrible hándicap: la institución que ha venido dirigiendo acaba de ser condenada por violar y despreciar una licencia copyleft, lo que le puede hacer reflexionar en dos direcciones: 1) que ‘piratas’ somos todos; y 2) que la cultura demanda un nuevo aire que la ayude a prosperar en el ámbito de las nuevas tecnologías y de las nuevas exigencias de creadores y usuarios. Sin abusos, atropellos ni coacciones.

Quizás sea sólo cuestión de imaginación, algo tan connatural a la condición artística. Algo que, por lo pronto, el ministro asegura que aportará a raudales. Estaremos atentos.

Carmen Calvo se va, la cultura está de fiesta

De Cultura se va Calvo y llega el César

Todos sabéis que Carmen Calvo ha sido cesada -los brindis de la comunidad internauta esta mañana han sido incesantes- y César Antonio Molina ha sido nombrado nuevo Ministro de Cultura.

El César ha llegado a llegado a la cima y Calvo a la sima. Aunque son pocos lo que recuerdan que el señor César era director del Instituto Cervantes cuando éste fue condenado por utilizar una obra con licencia Copyleft sin permiso del autor y sin admitir su autoría.

Eso sólo puede significar que el hombre no controlaba todo lo que sucedía en el Instituto Cervantes -mal presagio- o que no es tan conocedor de los nuevos caminos por los que avanza la cultura como la mayoría de los comentaristas airean.

César Antonio comparte con la SGAE -que ya ha llegado a Shangai- su deseo de extender la cultura española allende nuestras fronteras. Espero que esa sea su única coincidencia.

Aunque ya le digo al nuevo ministro que para exportar cultura primero hay que potenciarla dentro con criterios modernos y actuales y no con los trasnochados de la SGAE.

Os dejo con los post que inspiró la extinta Calvo en este blog.

Le digo a Zapatero lo que en el Debate le dijo Labordeta: ‘a día de hoy, señor Presidente, yo no le votaría’.

Más que un lavado de cara, este Gobierno necesita dejar de vivir en El País de las Estadísticas Maravillosas y acercarse a la realidad de los ciudadanos que pagamos el café a más de 0,80 céntimos de euro.

De Cultura se va Calvo y llega el César

Más artículos, post y comentarios sobre el cese de Carmen Calvo


La Asociación de Internautas es una asociación sin ánimo de lucro de ámbito nacional, inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones con el número 164343, que se fundó en Madrid el 10 de Octubre de 1998. Tal y como recogen nuestros estatutos, los fines de la misma son la defensa de los derechos de los usuarios telefónicos y telemáticos así como fomentar el establecimiento de una tarifa plana para internet.