arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

Asembior

Los excesos ocasionan síntomas como cansancio y dificultad para dormir.
Un estudio demuestra una reducción media del 81 % en síntomas como estreñimiento, dolor muscular, cefalea y digestiones pesadas.
Los medicamentos homeopáticos compuestos o biorreguladores tienen dosis superiores a la homeopatía convencional pero igual seguridad.

Madrid, 31 de agosto de 2010. Los medicamentos homeopáticos compuestos o biorreguladores ayudan a eliminar las toxinas acumuladas durante los excesos del verano y que se manifiestan en cansancio, dificultad para dormir, retención de líquidos, piel envejecida y estreñimiento, entre otros síntomas, destaca el doctor Jesús Agudo, presidente de la Asociación para el Estudio de la Medicina Biorreguladora (Asembior) y profesor de Medicina de la Universidad Autónoma de Madrid. El doctor Agudo ha dirigido un estudio sobre la eficacia de estos medicamentos en la detoxificación que ha sido presentado en el último congreso de la Sociedad Española de Medicina General (SEMG).

“Durante el verano cometemos toda clase de excesos con la comida y la bebida: pasamos mucho tiempo fuera de casa, picoteamos, no precisamente comida sana, y nos pasamos con el azúcar refinado, las grasas trans y, en muchos casos, con sustancias tóxicas como el tabaco y el alcohol. Todo ello son toxinas que se acumulan y que si no se eliminan repercuten en nuestra salud”, destaca el doctor Agudo.

En el estudio, que fue aprobado por el comité Ético del Hospital Clínic de Barcelona, participaron 47 médicos de Atención Primaria y se evaluaron 220 pacientes con exceso de toxinas acumuladas. Los síntomas más frecuentes eran cambios de humor, fatiga, celulitis, estreñimiento, obesidad, dolor muscular, digestiones pesadas, cefalea e insomnio. En los hombres era más habitual la fatiga, la diarrea, la acidez, las digestiones pesadas y el dolor abdominal. Solo el estreñimiento y la celulitis resultaron más frecuentes en las mujeres. Los pacientes recibieron tres medicamentos biorreguladores de dispensación en farmacias: Lymphomyosot, para el drenaje linfático, Nux vomica-Homaccord, con efecto sobre las funciones hepáticas e intestinales y Berberis-Homaccord, que actúa en la detoxificación biliar y renal. Tras dos meses de tratamiento, la disminución media de los síntomas fue del 81 %. Los síntomas con mayores reducciones en intensidad fueron el dolor muscular, el estreñimiento, las digestiones pesadas, los cambios de humor, la cefalea, y la alergia.

“Todos conocemos las ventajas de depurar el organismo y eliminar las toxinas, pero hasta ahora ningún tratamiento había demostrado mejorar visiblemente los síntomas, como ha ocurrido con los medicamentos biorreguladores”, indica el doctor Agudo. Estos medicamentos utilizan dosis superiores a la homeopatía convencional y están compuestos de diferentes principios activos vegetales y minerales. Debido a su particular mecanismo de acción, se pueden administrar incluso a lactantes y a mujeres embarazadas y no presentan interacciones con otros medicamentos. El drenaje se realiza a través del sistema linfático, desde el espacio extracelular hacia el hígado y los riñones, mientras que la detoxificación consiste en la expulsión de las toxinas desde esos órganos al exterior, explica el presidente de Asembior.

Como resultado del tratamiento, “nos sentimos más sanos por dentro y por fuera, con mayor vitalidad y facilidad para afrontar el día a día, así como un menor aspecto de cansancio”. Los efectos también se aprecian en el exterior, ya que la piel es por donde se excretan buena parte de las toxinas y donde más se notan los efectos de una acumulación excesiva de las mismas. Muchos trastornos cutáneos, desde el acné hasta el envejecimiento facial son signos de un exceso de toxicidad. Al eliminar las toxinas con la terapia de Detoxificación y Drenaje “lograremos devolver la luminosidad al rostro y minimizar los efectos del paso del tiempo de forma preventiva”. Asimismo, "se disminuyen las ojeras, los acúmulos localizados de grasa, de hinchazón o de retención de líquidos. La celulitis también se reduce notablemente y el aspecto de la piel va a ser más terso y sano", añade.

A pesar del beneficio de esta terapia, el doctor Agudo subraya que el tratamiento debe estar reforzado por prácticas saludables que eviten la acumulación de toxinas, como una alimentación sana y equilibrada, una abundante ingesta de agua, reducir o eliminar el café, evitar el tabaco y el alcohol y mantener a raya el estrés.

Asembior es una asociación sin ánimo de lucro destinada a la divulgación y el estudio de la medicina biorreguladora, abierta a la participación de los profesionales de la salud. Más información en www.asembior.org .