arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

gafas oculus ERESA

El desarrollo de esta técnica pionera, permite  sincronizar de forma automática   la emisión de la radiación con la respiración de los pacientes, aumentando la precisión del tratamiento y  evitando al corazón en el proceso.

Esta experiencia consigue que las mujeres  diagnosticadas de cáncer de la mama izquierda colaboren para evitar los efectos secundarios de la terapia, involucrándolas en el tratamiento de forma activa y tranquilizador.

Valencia, 19 de octubre.- La gamificación llega al tratamiento del cáncer de mama. La lucha contra esta patología ha encontrado un nuevo aliado en el entretenimiento electrónico, gracias al trabajo de médicos e ingenieros españoles de ERESA. Se trata de un prototipo de videojuego desarrollado para aumentar la  precisión de las sesiones de radioterapia, a través de la sincronización entre el ritmo respiratorio de las pacientes y las imágenes que los médicos observan en sus pantallas.

Con este objetivo, se facilita a las mujeres en tratamiento unas gafas de realidad virtual que simulan un entorno acuático relajante, donde deberán respirar al ritmo de sus inmersiones en el agua. De esta forma, contener la respiración equivale bucear, mientras que soltar  aire o respirar con normalidad supone salir a la superficie. Esta tranquila interacción permite  irradiar en el momento óptimo, afectando en exclusiva a los tejidos en tratamiento y protegiendo de toxicidad al corazón.

Así pues, la aplicación de este sistema al denominado gating respiratorio al que se somete al paciente,  permite a los  oncólogos radioterápicos  controlar con precisión el impacto de la radioterapia sobre  el órgano diana (mama izquierda), a la par que se reducen sus efectos secundarios. Esta técnica, supone un auténtico punto de encuentro entre la innovación médica y la gamificación, explorando posibilidades hasta ahora inéditas en este tipo de tratamientos.

“La protección del corazón durante la radioterapia siempre ha sido una prioridad para nosotros y una preocupación para las pacientes de cáncer de mama. Gracias a esta técnica, podemos irradiar solo cuando los pulmones llenos de aire alejan el corazón de la mama, evitando los efectos nocivos para este órgano”, explica la doctora Amparo González Sanchis, especialista del Servicio de Oncología Radioterápica ERESA en el Hospital General Universitario de Valencia.
 
Seguidamente, la  especialista señala que “en el último año, los nuevos aceleradores lineales - equipos usados en radioterapia- nos han permitido ser más precisos y  dar instrucciones a las pacientes para  poder adaptar su ritmo respiratorio durante el tratamiento. En ese momento, empezamos a investigar la forma de mejorar el proceso, automatizarlo y seguir reduciendo el estrés de la terapia. La introducción de este sencillo juego de realidad virtual ha sido fundamental para conseguir una colaboración médico-paciente que está dando muy buenos resultados”.

Esta técnica, pionera en España, continúa en fase de desarrollo, por lo que a corto plazo podrá optimizarse la experiencia de las pacientes con juegos más avanzados a nivel técnico y aumenten su relajación. De esta forma, la gamificación vinculada al tratamiento oncológico abre la puerta a terapias más inclusivas, enfocadas a maximizar las ventajas de una colaboración activa por parte de las personas afectadas.

*Pie de foto: Reproducción del entorno virtual visualizado por las pacientes de cáncer de mama durante el tratamiento

Sobre ERESA
ERESA es la entidad líder en diagnóstico por imagen y medicina nuclear en España, con una fuerte especialización en oncología radioterápica. Con más de 30 años de experiencia y cerca de 700 profesionales al servicio de los pacientes, ERESA ha hecho de la tecnología médica, la humanización del tratamiento y la labor de sus profesionales sus señas de identidad. Fruto de este compromiso con la innovación y la calidad de vida, el grupo ha sido pionero en España y, en reiteradas ocasiones en Europa, en la introducción de equipos de diagnosis punteros y unidades de tratamiento especializadas.


Para más información: www.eresa.com