arbol de noticias logo

Árbol de Noticias

La información al alcance de todos

 

TOSHIBA Y B&J

...ÚNICOS QUE RECONOCEN LOS PROYECTOS TECNOLÓGICOS PARA MEJORAR LA VIDA DE PERSONAS DISCAPACITADAS
Barcelona, Noviembre de 2006.-  Toshiba Information Systems y B&J Adaptaciones, empresa especializada en soluciones tecnológicas para la independencia de personas discapacitadas, han creado los únicos premios que reconocen la labor de organizaciones e instituciones en el uso de las tecnologías para mejorar la calidad de vida de diferentes colectivos de discapacitados.

En la primera edición de estos premios, celebrada el pasado 7 de noviembre, los galardonados fueron el Servicio de Daño Cerebral Adquirido del Hospital Nisa Aguas Vivas de Valencia y la Fundación de Lesionados Medulares de Madrid.

Según Pablo Romero, director de marketing de Toshiba, “nuestra compañía lleva mucho tiempo comprometida en la promoción del uso de la informática portátil como vía para mejorar la calidad de vida de las personas discapacitadas. Esta es una pieza básica de nuestra política de responsabilidad corporativa y queríamos seguir profundizando en este sentido. Estos premios pretenden ser un impulso más a la experimentación y uso de la tecnología con el objetivo de mejorar la independencia e integración social de personas con discapacidad, así como una reunión anual para evaluar los resultados y dar a conocer las mejores prácticas en esta dirección”

En palabras de Joaquín Romero, director general de B&J Adaptaciones, “en estos años que llevamos colaborando con Toshiba, la tecnología ha demostrado que es una de las mejores vías para ofrecer a las personas con discapacidad la independencia necesaria para integrarse en la sociedad y mejorar su calidad de vida. Por lo tanto era hora de dar un nuevo impulso a la promoción de uso en este campo. Creo que estos Premios Romper Barreras son una formula más en este camino que hemos emprendido”.

Hospital Nisa

El Servicio de Daño Cerebral del Hopital Nisa Aguas Vivas es un referente nacional en los trabajos rehabilitación integral e intensiva de pacientes con daños cerebral. El premio Romper Barreras que ahora se le ha otorgado viene a reconocer el desarrollo de una iniciativa única en Europa, como ha sido la puesta en marcha del primero piso piloto domótico para la rehabilitación de pacientes con daño cerebral adquirido. Con esta iniciativa el centro hospitalario está consiguiendo reducir significativamente los periodos de hospitalización de este tipo de enfermos y facilitar su inclusión en la vida social y familiar.

En este piso se recrean múltiples escenas de la vida real de una persona, donde los enfermos van aprendiendo a desarrollar las tareas más cotidianas de su vida con un alto grado de independencia, gracias al uso de las más modernas soluciones de control de entorno y las últimas tecnologías de la informática portátil, la electrónica de consumo y la comunicación sin cables. En este caso además este aprendizaje se ha ideado para que funcione al mismo tiempo como terapia de rehabilitación de la enfermedad.

Actualmente se producen en España aproximadamente más de 15.000 traumatismos craneoencefálicos graves o muy graves, cuya causa principal son los accidentes de tráfico. Estos traumatismos provocan importantes secuelas motoras o cognitivas en personas muy jóvenes.
Fundación de Lesionados Medulares de Madrid

Por su parte, la Fundación de Lesionados Medulares de Madrid ha puesto en marcha el primer centro asistencial de España que dispone de un completo sistema tecnológico de control de entorno para aumentar la autonomía y calidad de vida de sus usuarios, reduciendo de esta forma el coste asistencial y facilitando la ayuda de una segunda persona.  La residencia consta de 14 habitaciones dobles y 46 individuales. En todas ellas se ha montado un sistema de control adaptado a las peculiaridades de las personas lesionadas medulares.

Gracias a estos sistemas los enfermos pueden controlar la iluminación de sus habitaciones, la apertura y cierre de puertas y persianas, controlar equipos electrónicos de la habitación, como la televisión o el DVD e incluso una cámara de vigilancia, encendido y apagado de la calefacción o aire acondicionado. Todas estas funciones las desarrollarán los diferentes usuarios mediante un pequeño mando de control totalmente adaptados a sus necesidades y limitaciones motrices. Adicionalmente el sistema se ha ampliado a otras instalaciones de la residencia de tal manera que es posible controlar, por ejemplo los ascensores.